f Skip to main content

¿Por qué crear un juego?

En el entorno laboral se tildan los juegos como actividades insípidas, en donde en el mejor de los casos se despeja la mente y en el peor se pierde el tiempo; sin embargo, jugar despierta los sentidos y abre canales neuronales que están dormidos cuando apelamos 100 % al intelecto.  Esto hace que un juego diseñado para el aprendizaje e intencionado para el desarrollo de habilidades sea una herramienta muy poderosa.

En el servicio de formación en Ceiba utilizamos el juego como estrategia de aprendizaje, usando los conceptos y habilidades a desarrollar como la base para crear dinámicas que permitan al grupo sacar conclusiones y construir conocimiento, a partir de la experiencia vivida.

A continuación compartiremos los pasos que usamos para construir un juego, tomando como ejemplo el último que desarrollamos, donde el objetivo de aprendizaje fue el corazón de la agilidad*.

Estrategia de aprendizaje

1. Define el público y el objetivo de aprendizaje

Siempre el juego debemos construirlos a partir de los objetivos de aprendizaje, es decir, tener claramente establecidos los conceptos que queremos  transmitir. Para el juego del corazón de la agilidad iniciamos con una petición del cliente, esta era que cualquier persona de la compañía pudiera acercarse y conocer los conceptos básicos de agilidad.  Dado lo heterogéneo del público, en el equipo de formación decidimos trabajar con el corazón de la agilidad, pues explica la agilidad de forma concreta para contextos de negocio y no solo T.I.

2. Identifica requisitos no funcionales y restricciones de diseño

Los requisitos no funcionales son las características a incorporar en el juego que no hacen parte del contenido académico per se. Es decir, son condiciones que nos ayudan a plantear la dinámica alrededor del juego, algunas que hemos identificado son:

  • Relacionamiento entre los jugadores: juego individual o por equipos, colaboración o competencia.
  • Las emociones a despertar: alegría, frustración, impaciencia, satisfacción, entre otras.
  • Comportamientos principales de juego: velocidad, reflexión, estrategia.

Así mismo, es necesario que entendamos el contexto del desarrollo de la actividad y las restricciones existentes, como tiempo, presupuesto y  número de personas.  

El juego del corazón de la agilidad lo ejecutariamos en una feria donde las personas podían elegir 2 o 3 experiencias para vivir en un espacio de 30 minutos, es decir, teníamos máximo 15 minutos para el juego y además debíamos competir con experiencias como gafas de realidad virtual, juegos en pantallas táctiles, entre otros.  Por lo anterior determinamos que requeríamos una actividad alta en energía, así que optamos por equipos que competían entre sí, allí el cuerpo y los sentidos eran los protagonistas, por lo que no podía ser un juego de tablero, ni una experiencia muy académica y la cual, por el tiempo y lo heterogéneo del público, las reglas para jugar debían ser muy fáciles de entender.

3. Busca referentes

De Rayuela (golosa, avioncito, sambori) hasta Calabozos y Dragones**, existen miles de mecánicas de juego ya inventadas y probadas, no hace falta que reinventemos la rueda.  De acuerdo al objetivo, los requisitos no funcionales y las restricciones de diseño, podemos elegir una o más dinámicas existentes como inspiración para que construyamos la nuestra. 

En nuestro caso usamos como referentes golosa y sabelotodo para el juego, en lugar de casillas con números tenemos los 4 cuadrantes del corazón de la agilidad y para pasar de un cuadrante al siguiente, deben responder un reto correctamente como en sabelotodo; el equipo que más rápido complete los retos llega al corazón de la agilidad y gana. Dado el éxito inicial del juego, más adelante  experimentamos una versión para jugar con 25 personas en simultáneo sin restricciones de tiempo; para este caso nos atrevimos a ampliar la dinámica de juego usando como referente Cranium***, ligeramente más complejo, pero también más divertido.

4. Realizar pre-producción y pruebas

Antes de hacer una producción costosa en materiales y tiempo o jugar con el cliente, es recomendable realizar pruebas que permitan validar la dinámica, el nivel de dificultad, el aprendizaje, el tiempo y las emociones generadas.

En el juego del corazón de la agilidad para un primer piloto tomamos lo que teníamos a la mano, cinta de enmascarar en el piso, Google slides y tarjetas de papel.  Una vez realizadas 4 pruebas con sus ajustes correspondientes, pasamos a hacer una producción profesional del material, acompañada de tablets y material de apoyo en caso de que fallara el internet, las baterías o hubiera daños en el material físico.

PD: gracias a nuestros sujetos de prueba.

5. Puesta en producción

Al igual que ocurre en todos los proyectos, cuando entramos a jugar requerimos flexibilidad para incorporar imprevistos y aprendizajes durante la ejecución; esto hace aún más importante las pruebas, pues estas nos dan seguridad a los facilitadores y un rango de acción para definir que cambios podemos aceptar sin afectar el cumplimiento del objetivo y la experiencia de los participantes.

Durante la feria de 2 días, ejecutamos el juego 16 veces y nos sucedió lo que pasa en los proyectos escalando a semanas o meses; pasamos de tener 15 a 20 minutos de ejecución a tener entre 8 y 10 minutos. Para adaptarnos y entregar una buena experiencia de aprendizaje, requerimos de nuestra buena disposición, tolerancia a la frustración y ajustes rápidos a las reglas. .

Finalmente, como en cualquier espacio laboral, en los juegos, sin importar que tan bien nos hayamos preparado, nos podemos encontrar personas a las que les cueste aceptar la dinámica del espacio, sea porque les cueste perder, porque siempre deban tener la razón, porque no estén de acuerdo con alguna regla, porque estén obligados a participar sin querer.  Sea cual fuera el motivo como facilitadores nuestro trabajo siempre será empatizar sin simpatizar, ser flexibles pero establecer límites sanos y buscar lo mejor para el grupo. Es decir, como en cualquier proyecto, para un facilitador es necesario conocerse y liderarse para poder liderar un grupo y acompañarlo al logro del objetivo, en lo posible, desde la inspiración y el disfrute.

Si eres una empresa y deseas cursos de formación para ti y tus colaboradores, puedes ingresar a nuestro portafolio de formación.

También te puede interesar:

Acción, conexión y emoción. El reto de encender la llama del aprendizaje en la formación virtual

 

*Pie de Página/ Referencias

Referencia al corazón de la agilidad

https://heartofagile.com/wp-content/uploads/2020/12/El-Corazon-de-la-Agilidad.pdf

**Juego Rayuela, golosa, avioncito, sambori 

“Se cree que el juego fue desarrollado en la Europa renacentista y que está basado en el libro «La Divina Comedia» de «Dante Alighieri», pues en la misma, menciona el personaje cuando sale del Purgatorio y quiere alcanzar el Paraíso, tiene que atravesar una serie de nueve mundos hasta lograrlo.”

***Referencia Juego Cranium

https://juegosdemesainfantiles.com/juego-de-mesa-cranium/

Ana Betancur y Sneider Tapias

Ambos son agente de Cambio y felicidad, facilitadores gráficos, apasionados por generar movimiento y debate, cuestionadores, curiosos, dedicados a disfrutar del trabajo y cultivar relaciones.

Déjanos tu comentario

Share via
Copy link